Hace poco subí una foto de mi nuevo arcón de bruja y se montó un pequeño revuelo en las redes sociales pidiendo más fotos y sobre todo, que os explicara que había en su interior y para qué lo utilizo. Pues bien he tardado un poco en poder escribirlo pero en este post os desvelo el misterio ;)

Para empezar, el arcón lo compré en una feria de artesanía, me encantan porque siempre se encuentran pequeñas maravillas. En realidad el arcón en sí no tiene nada de esotérico, pero me gustó mucho y pensé que era un buen sitio donde guardar las herramientas que más utilizo en mis prácticas rituales.

Dentro de mi arcón de bruja lo primero que vais a ver es…

  • Una caja de cerillas XD Para poder encender las velas o inciensos naturales que utilizo.
  • Una brújula: para poder orientar mis prácticas hacia el punto cardinal con el que quiero trabajar. Esto lo tenéis un poco más explicado aquí.
  • Una ramita de romero: para quemar y purificar un poco el espacio antes de empezar.
  • Inciensos naturales: elaborados por nosotras mismas y que utilizo para fines muy específicos: meditación, sanación, desbloqueos…
  • Unos crótalos: el sonido también es un excelente limpiador de malas energías, a veces los utilizo para “limpiar” el espacio.
  • Una pluma de urraca: me ayuda a conectar mejor con mis animales de poder a la hora de hacer viajes chamánicos.

  • Mi más preciada joya: mis runas. Recogí la madera en una excursión, y encargué que me las cortarán. Luego me dediqué toda una mañana a tallar los símbolos con un pirógrafo y a darles un leve toque de color rojo. La bolsa también la cosí con unos retales de cuero. Es increíble cuando uno realiza sus propias herramientas, porque la conexión que se establece con ellas y el grado de efectividad aumentan muchísimo más que si compramos cualquier cosa manufacturada, y más si en vez de ser artesanal es un producto artificial y hecho a base de la explotación de otras personas (como tristemente pasa con la mayoría de objetos que nos venden).

  • Un mala de calaveras: para cuando necesito trabajar aspectos de la muerte o bien relacionados con los difuntos.
  • El tarot the Wild Unkown: que me encanta por la belleza de sus ilustraciones y porque despierta mucho mi intuición.
  • Un cuarzo rutilado, regalo de Silvia de cuando fue a Sudamérica. Lo utilizo para meditar o para sanaciones, ya que el cuarzo es excelente para deshacer bloqueos energéticos en el cuerpo o bien para recargarnos.

Y eso es todo, ¿qué os parece? ¿He satisfecho vuestra curiosidad? ¿O por el contrario ahora tenéis mil preguntas más? ;)

Un abrazo!

Isabel.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *